1. Viñeta ruta 3: CARAVACA DE LA CRUZ, FORTALEZA DE FRONTERA CON EL ISLAM



Duración: unas 4 horas aproximadamente.


La ciudad fue línea de frontera con el reino Nazarí de Granada una vez reconquistada la tierra por la Corona Castellana, encomendándosele su defensa a la Orden del Temple (hasta su desaparición) y posteriormente a la de Santiago de la Espada. Caravaca era ruta obligada de paso entre Levante y la Alta Andalucía ( ver Ruta 2), por lo que junto al Castillo-fortaleza y Basílica  Santuario de la Vera Cruz, imprescindible su visita (ver ruta 1); se construyeron por orden del Temple en el S XIII torres de vigilancia para avisar de las incursiones de los moros. Estas son:

La Torre Represa. Se denomina también "de Los Alcores" por estar situada sobre un punto del río Argos que recibe este nombre. La construcción es solida, y ha llegado a nuestro días habiéndose pérdido el remate de la misma. El acceso se hacía a través de un hueco a unos 2 m. de altura aproximadamente por lo que se ayudaban de una escala que debían facilitar el cuerpo de guardia que había en su interior. Tiene saeteras a los cuatro puntos cardinales. Desde allí se divisa el amplio valle del río Argos y por supuesto el Castillo de Caravaca. Para llegar hasta la misma hay dos formas de hacerlo, por carretera a través del "Ventorrillo Cavila" y una vez allí campo a través, o por el camino viejo de Archivel hasta la "Represa" y allí dejaremos el vehículo para salvar la distancia que en desnivel nos separa de la torre.

La otra se denomina Torre Jorquera, y se ve mucho más fácil. De planta y modo de acceso similar a la anterior, poseía un escudo heráldico del Comendador Templario Suárez de Figueroa que desgraciadamente está en manos de un particular.

Para llegar hasta ella podemos hacerlo por carretera hasta el Campo Santo de Caravaca donde cogeremos el "Camino Viejo de la Encarnación" que discurre junto a la tapia del mismo, y continuando por la carretera comarcal hacia Andalucía la divisaremos, por lo que podemos abandonar esta cogiendo una camino rural entre sembrados y barbechos que nos aproximará a la misma.

Las mencionadas torres junto con la Cueva del Rey Moro en el estrecho de la Encarnación (ver Ruta 2) y la "Torrecica" cerca de Singla,  constituyen el legado que ha llegado hasta hoy del sistema defensivo de la Caravaca Cristiana y Castellana contra el Islam. También existen el castillo de Poyos de Celda y la Torre Mata, edificio interesante que recientemente ha sido rehabilitado integrándolo junto al resto de edificaciones que lo rodea en un complejo rural.

Otro aliciente añadido de esta ruta será el disfrutar de los paisajes que vemos a nuestro paso por los lugares señalados.